«

»

jul 11 2017

Imprimir este Entrada

LUCHA DE MAESTRANZA, PREMIO Y PAZ SOCIAL

El acta del 6 de junio último, firmada por el Sector Verde y Blanco de Ate-Justicia y DDHH, UPCN y el Ministerio, en el marco de una irregular Mesa Laboral,  muestra a las claras que lo que se dice haber obtenido por la lucha de Maestranza no es otra cosa que una jugada del gobierno por la que introduce en el Ministerio el concepto de “productividad y presentismo”.

Significa por parte de los sectores gremiales firmantes, la entrega de los derechos a la lucha, la pelea de los trabajadores que se encuentran por debajo de la línea de la pobreza, agravada por la explícita amenaza de sanciones a los que resuelvan medidas de fuerza para enfrentar a las autoridades y lo que resuelvan las autoridades de los sectores gremiales involucrados.

La lucha de los compañeros de Maestranza consistió en obtener un salario por encima de la línea de pobreza, sin tener que pagar por ello, más que el esfuerzo del trabajo diario. El acuerdo no solo entrega esa lucha, sino que los obliga a tener que cumplir con determinadas exigencias más severas que las que se piden al resto de los trabajadores del Ministerio, para obtener el “premio”.

Todas las consignas históricas y débitos del Estado empleador, quedaron en el acta, como planteamientos de parte de los gremios, como buenas intenciones ya que el Ministerio, al respecto, no se comprometió en nada.

Por el acta, el plan del gobierno se logra implementar a través del Programa de Gestión Social de Calidad para los Trabajadores, avalado por UPCN y el Consejo Directivo de ATE Capital, hoy asociados para hacernos esclavos del “presentismo y la productividad”, con un “premio” de 1500 pesos mensuales y en el caso de los contratados, menos de eso por los descuentos de norma.

De la lectura del acuerdo se deduce que esos cursos no serán los dictados por el INAP, lo que lleva a pensar que el Ministerio contratará una capacitación externa, desconociendo por quién será dictada. Conociendo los antecedentes históricos de este tipo de capacitación, significará un negocio para algunos.

El acuerdo sobre tal ofensiva patronal firmado por estos sectores gremiales, y el renuncio a derechos que conlleva, ofende la historia de lucha de la Junta de Ate-Justicia conducida  por la Lista Verde, que hemos ejercido durante dos décadas de existencia. Nunca en dicha historia, hemos firmado un acuerdo de paz social y mucho menos consentido una amenaza a los trabajadores que resuelvan medidas de fuerza, sin el consenso de los gremios.

Por otra parte la Mesa Laboral donde se suscribió el acuerdo posee serios vicios de forma y fondo. La resolución de creación de dicha Mesa surgió a iniciativa de la Lista Verde y reconoció como actor al Consejo Directivo Nacional de ATE, órgano superior de nuestro Sindicato. Dicho actor designó la persona   que debió participar en dicha Mesa. La representación de ATE debe estar compuesta por el representante de ATE Nacional, que no fue convocado, en conjunto con el Delegado General de ATE Justicia, que fue el firmante de esta ignominia.

Entendemos perfectamente el porqué de esta omisión, tanto el Ministerio, como UPCN y el Delegado General de ATE Justicia, sabían muy bien que el representante del Sindicato nunca habría firmado el acta y convalidado dicha componenda.

Por todo lo expuesto rechazamos a libro cerrado la “paz social” garantizada en este acuerdo tripartito, llamamos a rever el rubricado renunciamiento y volver a los históricos principios de la Lista Verde que construyeron entre otros los compañeros Germán Abdala, Héctor Quagliaro y Víctor de Gennaro.

Como delegados de la Lista Verde en la Junta Interna de ATE en el Ministerio, desconocemos este acuerdo y nos comprometemos, en conjunto con el Consejo Directivo Nacional, a respaldar cualquier legítima medida de lucha que resuelvan en asamblea los trabajadores, y a su defensa, frente al Ministerio y a representantes gremiales, que amenacen con sanciones a la lucha de los trabajadores por sus derechos.

Los mil quinientos pesos mensuales nos lo merecemos por el trabajo diario con que hacemos funcionar al Estado, sin ninguna otra contraprestación a cambio.

 No renunciamos a la pelea por el Escalafón Unificado y porque en el Ministerio de Justicia y Derechos Humanos no exista ningún trabajador bajo la línea de la pobreza.

VER ACTA Nº 5 del 6 de julio de 2017

BAJAR COMUNICADO EN PDF

Enlace permanente a este artículo: http://www.atejusticia.org.ar/wordpress/?p=4516